¿Por qué música?

La infancia es un momento crucial para cualquier persona.

Cuantos mayores estímulos reciba el niño y niña mejor será su desarrollo emocional y cognitivo. La MÚSICA, favorece por completo a formar parte de todo este proceso. Servirse de la educación musical como ayuda educativa, social y afectiva tiene numerosos beneficios.

Desde que nacemos somos seres musicales. Desde los primeros pasos, las melodías pegadizas de las canciones infantiles, los aprendizajes en forma de canción, los bailes, ritmos…
Con ella aprendemos antes a cantar que hablar, por ejemplo, nuestro cerebro se estimula mucho más y logramos más avances cognitivos. Desarrollamos una mejor autoestima, psicomotricidad, confianza, seguridad y mejoramos nuestra autoestima.
¿No os parecen valores fundamentales para el desarrollo integral del niño o niña?
En Batucado apostamos por ello. Y no sólo eso, sino que presentamos una metodología educativa integral para conseguir un enfoque positivo, didáctico y estimulante para llevarlo a cabo.

¿Qué otros efectos provoca la Música?
  • Mejorar la calidad de su sistema auditivo.
  • Facilitar la expresión de los sentimientos afectivos del niño/a a través del vínculo con el entorno familiar.
  • Fomentar el desarrollo de su memoria auditiva y visual.
  • Aumentar sus capacidades motoras y creativas.
  • Favorecer su socialización y mejorar su forma de comunicarse.
  • Incrementar su capacidad de memoria y habilidades cognitivas.
  • Fortalecer sus habilidades en autonomía y crecimiento personal.

Cualquier actividad que vaya relacionada con la Música resultará más atractiva y accesible para los pequeños. La familia, y los educadores ejercen una importancia primordial en este proceso.

Yvette Delhom
Creadora metodología Batucado